Nuestro objetivo

Hacer una contribución a la comunidad
global a través de la educación individualizada

Nuestro objetivo

Hacer una contribución a la comunidad global a través de la educación individualizada

Desde su fundación, el objetivo de Kumon ha sido ayudar a los estudiantes a desarrollar sistemáticamente una base sólida de conocimientos académicos que les sirva para convertirse en personas capaces de aprender por sí mismas. Los orientadores de Kumon creen firmemente en el potencial de todos y cada uno de los estudiantes. Kumon maximiza la capacidad de los alumnos, descubre el nivel de estudio apropiado de cada uno de ellos y le proporciona los mejores materiales de aprendizaje. El Método Kumon, que fue desarrollado inicialmente por un padre para su hijo, está disponible actualmente en 49 países y regiones de todo el mundo.

El Método Kumon trasciende las fronteras nacionales y las barreras culturales y ha sido aceptado en todo el mundo. Esta amplia aceptación es el resultado directo de la  creencia de Kumon en el potencial ilimitado de todos los seres humanos y de nuestra búsqueda de ese potencial a través de la implementación sistemática de educación individualizada. Todo padre o tutor cree en el potencial de su hijo y tiene grandes sueños para su futuro. El Método Kumon hace mucho más que simplemente ayudar a los estudiantes a desarrollar sólidas capacidades académicas. También les proporciona la agradable experiencia de encontrar nuevos materiales y de poder progresar por sí mismos. El Método Kumon tiene como objetivo el desarrollo de alumnos independientes y proactivos que sepan cómo aprender por su cuenta. Cuando nuestros alumnos crezcan y salgan al mundo, estarán totalmente capacitados para encontrar su propio camino en la vida. Para obtener este resultado son necesarias dos cosas: Una es el orientador Kumon que descubre lo que es adecuado para cada estudiante. La otra son los materiales didácticos de Kumon, que se componen de una serie de pasos cuidadosamente secuenciados y diseñados para animar a los estudiantes a progresar siguiendo sus propias iniciativas. Esta combinación de orientador Kumon y nuestros materiales didácticos hace posible ofrecer a cada alumno un estudio individualizado y adecuado para su nivel. Todos los estudiantes, independientemente de la edad o del nivel escolar, pueden mejorar su capacidad con Kumon. La educación con el Método Kumon apoya el crecimiento personal y académico de acuerdo a las expectativas de padres y tutores. Al ofrecer resultados concretos, las personas pueden ver por sí mismas como en Kumon sacamos a relucir el potencial de cada uno de los estudiantes, y esta es la razón por la que el Método Kumon ha sido tan bien aceptado en todo el mundo.

A medida que el mundo se diversifica, crece el número de personas que demandan una educación más orientada al alumno. El actual Método Kumon se ha desarrollado a partir de muchos años de aplicación de una educación individualizada. Esa es la razón por la que las expectativas para el Método Kumon están creciendo en todo el planeta. En Kumon, intentamos cumplir estas expectativas centrando nuestros esfuerzos en cada uno de los estudiantes. Además, seguiremos perfeccionando el Método Kumon a través de una atenta observación de los estudiantes y aprendiendo de ellos. De este modo, creemos que podemos capacitar mejor a nuestros alumnos para que alcancen todo su potencial y puedan hacer una contribución mayor para mejorar la sociedad.

En un mundo cada vez más globalizado y diversificado, el fomento de recursos humanos competentes cobra mayor importancia día a día. En la actualidad, existe una enorme demanda de educación de calidad. Todos los que hacemos parte de Kumon sentimos una profunda responsabilidad y sentido del deber y nos esforzamos por realizar una contribución a la comunidad global y, por último, a la paz en el mundo a través de la educación individualizada.